Marea Blanca Aragon

Marea Blanca Aragon
Marea Blanca Aragon

domingo, 1 de diciembre de 2013

  Alrededor de 1.950 aragoneses siguen tratamientos contra el sida

En el 2013 se han diagnosticado doce casos, de los cuales han fallecido dos. La edad media ha aumentado debido a la medicación antirretroviral

  

El Servicio Aragonés de Salud Pública atiende en la actualidad a casi 1.950 personas afectadas por el virus del VIH en la comunidad, cuyo Día Mundial se conmemora mañana.
El dato, según apuntó ayer el consejero de Sanidad, Ricardo Oliván, se ha mantenido "estable" en los
últimos años y se trata de "una cifra contenida", aunque matizó que eso "no es excusa para dejar trabajar en la prevención, que es la clave".
En el 2012, se diagnosticaron un total de treinta casos de sida en Aragón, mientras que durante el presente 2013 se han detectado doce. De ellos, nueve han sido en Zaragoza y tres en Huesca y han derivado en dos fallecimientos. Por provincias, los datos generales establecen que el 65% de los enfermos se encuentra en la capital aragonesa, mientras que el 25% lo hacen en Huesca y el 15% en Teruel.
El director general de Salud Pública, Francisco Sancho, señaló que la cifra de Aragón está "entre la media española", que detecta 18 infecciones por cada millón de habitantes.
Respecto al perfil del enfermo, desde el Salud se observa un incremento de la edad media de diagnóstico debido a la efectividad de los tratamientos antirretrovirales administrados a los portadores del VIH. La media actual en la comunidad está entre los 47 y los 50 años.

LA PREVENCIÓN En cuanto al género, los hombres son quienes más lo padecen, mientras que la forma de trasmisión más frecuente en Aragón es la sexual, seguida de los usuarios de drogas inyectadas y la transmisión materno-fetal. "En los últimos años sí que hemos detectado que el riesgo de contagio sexual ha aumentado entre la población homosexual", apuntó Sancho.
Evitar la aparición de más casos de sida es el objetivo tanto del departamento de Sanidad del Gobierno de Aragón como de todos los hospitales y centros sanitarios de la comunidad. "En los últimos 30 años, esta enfermedad ha pasado de ser mortal a crónica. La prevención es fundamental y hay gente que es portadora del virus y no lo sabe", apuntó José Antonio Gil-Lahorra, gerente del hospital Clínico de Zaragoza y, al mismo tiempo, del sector III del Salud.
Por otro lado, Oliván añadió que los avances respecto al sida han permitido ofrecer "una mejor calidad de vida al paciente", pero apuntó que "todavía" existen problemas de estigmatización social. "La exclusión sigue estando ahí, es una realidad, y las personas continúan marcadas en sus ámbitos del día a día por el mero hecho de padecer sida ", apuntó el consejero.
La evolución de las investigaciones respecto a esta enfermedad han permitido controlar su avance, aunque la patología continúa siendo "grave" y por eso desde el Salud insisten en que la realización de la prueba del VIH es "necesaria" para evitar más caso. "Es rápida, gratuita y accesible para todos", dijeron.

Fuente:  elperiodicodearagon.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario