Marea Blanca Aragon

Marea Blanca Aragon
Marea Blanca Aragon

martes, 25 de noviembre de 2014

The elevator video worth sharing

Los pasos imprescindibles que una mujer debe dar antes de dejar a un maltratador

 

.

Por desgracia, el volumen de las conversaciones sobre violencia de género ha empezado a bajarse. Hace poco, veíamos un vídeo (que nunca deberíamos haber visto) de un famoso maltratador en un ascensor. Por otro lado, nos introdujimos en las rutinas de las mujeres a través de los hashtags #Porquémequedé (#whyIstayed) y #Porquémefui (#whyIleft). Se percibía la potencia en esa
conversación amplificada y en el público, que ya considera la violencia doméstica como una epidemia en la comunidad.
Interval House, el primer albergue de Canadá para mujeres maltratadas, ha llevado a cabo un movimiento para reavivar y redirigir esta conversación en una nueva dirección publicando un vídeo de un ascensor que merece ser visto. Nos insta a actuar a todos para acabar con la violencia, y aspira a un mundo en el que podamos ayudar a las mujeres a crear finales más alternativos:
El vídeo también quiere hacer saber a las mujeres que, si están preparadas para irse de casa, existen agencias y asociaciones en su comunidad dispuestas a ayudarlas.
Hay muchos motivos válidos y complejos que explican por qué las mujeres no pueden o eligen no dejar a su pareja. Culparlas o juzgarlas no acabará con el abuso ni las mantendrá a salvo. La clave es apoyarlas y darles poder e información para que, cuando estén listas, lo hagan de forma segura.
Pero, cuando una mujer está preparada para irse, ¿cómo puede hacerlo sin correr ningún riesgo?
Uno de los momentos más peligrosos para una mujer maltratada es cuando decide dejar a su pareja. El hecho de irse -o incluso planear irse- desequilibra la balanza del poder y el control, y puede hacer aumentar la violencia gravemente. No es tan fácil como decidir "simplemente, irse".
Una planificación segura resulta imprescindible para cualquier mujer que está pensando dejar a su pareja. La planificación segura, que consiste en identificar las acciones para incrementar su seguridad y la seguridad de sus hijos, debería ser una prioridad absoluta para todas las mujeres maltratadas, independientemente de si planean quedarse en casa o irse.
Hay muchos pasos que una mujer maltratada puede dar para aumentar su seguridad y la de sus hijos; por ejemplo:
- No le digas a tu pareja que estás pensando en irte.
- Cuenta a alguien en quien confíes que te están maltratando.
- Crea un plan para salir de casa con seguridad y practícalo con los niños. Enséñales un código secreto por si necesitan buscar ayuda o escapar de casa.
- Esconde las llaves, el móvil y algo de dinero cerca de una vía de escape.
- Lleva contigo una lista de números de teléfono a los que llamar en caso de emergencia (entre ellos, el número del albergue de mujeres maltratadas de tu ciudad) y enseña a tus hijos a llamar al 112.
- Abre una cuenta bancaria a tu nombre o a nombre de una persona en la que confíes. Asegúrate de que las cartas del banco no te llegan a casa.
- Si puedes, ten preparada una maleta para casos de urgencia y escóndela en un lugar de fácil acceso o en casa de un amigo de confianza. No te puedes olvidar de:
  • Ropa para ti y para tus hijos
  • Un juego de llaves de la casa y el coche
  • Juguetes especiales y comodidades para tus hijos
  • Documentos importantes: pasaportes, certificados de nacimiento, certificado de matrimonio, documentos de identificación, tarjetas sanitarias, libretas bancarias y tarjetas de crédito.
  • Medicamentos prescritos para ti y para tus hijos
  • Documentos que verifiquen que has estado viviendo en la misma dirección que tu pareja
- Si comienza una discusión, dirígete a un lugar con fácil acceso al exterior. No vayas a una sala donde pueda coger armas potenciales (cocina, taller).
Si eres amigo o familiar de una mujer maltratada, lo mejor que puedes hacer es escucharla, creerla, ofrecerle apoyo sin juzgarla y ayudarla a contactar con el albergue o centro de mujeres maltratadas más cercano. Ante todo, su seguridad es lo primero. Nunca hables del maltrato delante del maltratador y, a menos que te lo pida específicamente, nunca le des material sobre violencia doméstica ni información en mensajes de voz o correos electrónicos que pueda descubrir el maltratador.

Si alguien está en peligro inmediato, llama al 112 o a otro número de emergencias. Si crees que no puedes llamar a la policía, llama al albergue o centro de mujeres maltratadas de tu zona. El 016 es un número confidencial y gratuito que ofrece información y asesoramiento jurídico en materia de violencia de género.
Si queremos crear más finales alternativos, esta conversación tiene que seguir. Debemos ayudar a las mujeres a encontrar el camino para pasar del #Porquémequedé al #Porquémefui.

Fuente: .huffingtonpost.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario