Marea Blanca Aragon

Marea Blanca Aragon
Marea Blanca Aragon

domingo, 1 de febrero de 2015

Mas de cien imputados por el fraude masivo a la Seguridad Social de Zaragoza

El centro de la red radicaba en una empresa de la capital aragonesa dedicada falsear contratos laborales para estafar a la Seguridad Social y a Extranjería

 



La Policía Nacional ha intervenido una empresa que, según las investigaciones, fue montada exclusivamente para defraudar a las arcas públicas. La mecánica era sencilla: contrataban trabajadores que, en realidad, no trabajaban, pero de esa forma les daban de alta en la Seguridad Social, sumaban meses de cotización y se garantizaban cobrar el desempleo o ampliar sus permisos

de residencia y trabajo en España. Para colmo, la empresa no pagaba a la Seguridad Social las cotizaciones correspondientes, así que entre el dinero que debe a este organismo y el que los falsos trabajadores obtuvieron cobrando el paro, la estafa a las arcas públicas asciende a 238.035 euros.


La operación se ha saldado con 28 detenidos y otros 101 imputados por haber participado de una u otra forma en el supuesto fraude.


El centro de esta organización estaba en Zaragoza, que es donde radicaba la empresa en cuestión. Por no tener, no tenía ni sede física. Según han informado fuentes policiales, la sede de la empresa era un solar, sin más. La empresa se dio de alta como compañía del sector agrario, pero la investigación ha demostrado que no tenía actividad real.


Pese a todo eso, le dio tiempo a dar de alta un total de 126 trabajadores distintos. Gracias a esas contrataciones fraudulentas, 16 de ellossolicitaron y obtuvieron prestaciones o subsidios por desempleo tras permanecer en situación de alta los mínimos periodos legalmente exigidos, ascendiendo el importe de lo percibido a 67.543 euros. Otros 28 trabajadores consiguieron renovar sus autorizaciones de residencia en España, basados en supuestas relaciones laborales mediante contratos laborales en esta empresa.


El caso es que, además, la compañía contrataba y daba de alta a los supuestos trabajadores en la Seguridad Social, pero no pagaba las cotizaciones a que estaba obligada. La deuda que llegó a acumular con la Seguridad Social asciende a 168.491 euro.


Como resultado de esta operación se han practicado detenciones en Zaragoza, en Melilla —donde fue arrestado el administrador de la empresa—, en Jaca (Huesca), Vitoria, Pamplona, La Coruña, Logroño, Tudela, Algeciras, Eld, Madrid, Murcia, Plasencia y San Sebastián.

Fuente:  abc.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario