Marea Blanca Aragon

Marea Blanca Aragon
Marea Blanca Aragon

lunes, 23 de marzo de 2015

Las cuentas del Salud y otras recetas


El Salud, brazo ejecutor de las políticas que sustenta la Consejería de Sanidad y que debería garantizar el Gobierno aragonés, no ha superado la prueba del algodón de la Cámara de Cuentas al cierre del 2013. Millonadas de facturas en los cajones, con un 30% de lo que debería traspasarle la
DGA para que funcionara que no llegó a tiempo (de 1.520 millones se quedaron pendientes 552) y con 564 trabajadores sanitarios que el Gobierno de Rudi echó a la calle. Un resumen sencillito de cómo han gestionado los que se consideran especialistas en gestión, a pesar de que su presidenta considere que el proyecto de sus siglas "es poner a la persona en el centro de nuestra actividad diaria". Bien es verdad que no aclara con qué fin. Listas de espera, saturación en urgencias y despidos pueden dar una idea del constraste que hay entre lo que se dice y las consecuencias de lo que se hace. Pero para qué atender la disección económica (que conlleva una reflexión política) que hace un órgano fiscalizador cuando en el horizonte electoral asoman nubes de borrasca que no está dispuesta que descarguen "unos recién llegados con recetas trasnochadas que ya fracasaron". Y si no, dice, que se lo pregunten a polacos, checos o alemanes del este. Solo faltó ¡que vienen los rusos!. Aunque vete a saber si en ese caso se referiría a los de antes o a los corruptos, privatizadores de lo público en manos amigas y prepotentes nacionalistas de ahora. Receta por receta, cabría recordar las de Thatcher o Reegan. Muy actuales y exitosas las dos.

Fuente: elperiodicodearagon.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario