domingo, 4 de septiembre de 2016

EL GRITO DE LA SANIDAD SUECA, ES TAMBIÉN NUESTRO

El 4 de septiembre, 2016 una primera Marea Blancadenunciará en 20 ciudades suecas la privatización sanitaria que se está acelerando en su país.

Resultado de imagen de sanidad en Suecia

La Mesa en Defensa de la Sanidad Pública de Madrid, MEDSAP -Marea Blanca, no es ajena al devenir economicista y mercantilista que nos ha impuesto elmodelo neoliberal insaciable y chantajista que más tarde pero agresivamente ha contanimado nuestra Sanidad Pública un referente a nivel mundial. Tampoco a que el dichoso sistema ha invadido Europa y se ha convertido en el peor modelo político a seguir siendo el que se ha hecho fuerte para avanzar el el proceso de la Unión Europeaque saca al viejo continente de su propio ser y lo destruye paulatinamente con falsas promesas en todos los campos.

En relación a ello y tras la tremenda crisis surgida tras la Segunda Guerra Mundial se configura un
modo de convivencia, de política y de economía que con detalles diversos dan forma al conocido como Estado de Bienestar, que asegura los derechos básicos en todos los aspectos sociales, entre ellos el sanitario con una garantía por parte de Estados yadministraciones correspondientes bajo la formula democrática en la que son los pueblos de cada uno, los soberanos y protagonistas de aquéllos; siendo el modo de dotación económica algo diferente entre los diversos países europes.

De los mismos,los países nórdicos siempre han sido el paradigma a copiar y el mejor referente de redistribución de los bienes comunes contotal equidad yalto nivel de calidad y diversidad de catálogos de toda índole en el terreno socio sanitario; pero el neoliberalismo no entiende de fronteras y ansía destrozar cuanto quiere para seguir emponderándose con una permanente voracidad que ya no ataca sólo a los “pigs” (cerdos), descalificativo con el que se denominaba a los países del Sur, como el nuestro. Este odioso sistema toca de lleno ya a la rica y potente Europa que calladamente va soportando las mismas presiones para acabar sometida al burdo y brutal colonialismo del Siglo XXI. Suecia entre dichos países ha sido un accesible referente a copiar; precisamente desde ella nos llega este grito que pone en pie de guerra a los profesionales sanitarios que se han puesto en comunicación con nosostros como defensores a ultranza de la Sanidad Pública, la única posible para curar sin más y sin mirar a quien ni cuando; con el objetivo en la personas y su bienestar y no en las cuentas corrientes de especuladores que necesitan producto para seguir enriquecièndose. Su grito es la réplica del nuestro; nuestro grito llevará el suyo ímplicto en cada una de nuestras acciones.

A continuación sigue el manifiesto que se ha hecho público, firmado por 81 personas, en el listado que sigue abajo de diversas categorías y pacientes, este manifiesto que nos lllega directamente de un compañero desde Suecia nos abre los ojos y pone delante de nosotros una vez más como el proceso privatizador ha estado acallado como en todas partes lo está; elneoliberalismo proveniente de EEUU y esos colaboracionistas políticos europeos que nos han traicionado también lo han hecho en Suecia. Hacemos seguir dicho manifiesto y listado para que entendamos que nuestra rebelde “revolución” de defensa sin parangón, ha llegado lejos y empieza mover los cimientos y voluntades de otros ciudadanos a los que envidiabamos.

 

La llamada de la sanidad: la situación en el sistema sanitario es totalmente inaceptable.

Nuestra situación es insostenible y ya hemos tenido suficiente. El clima laboral dentro del sistema sanitario es inaceptable. Nos jugamos tanto nuestra salud como la de nuestros pacientes, suscribe el personal sanitario en más de 20 localidades [26 a día de hoy] en Suecia en un llamamiento conjunto a la manifestación el 4 de Septiembre. 
El 4 de Septiembre se llevará a cabo una manifestación en toda Suecia con el lema“otro sistema de cuidados es posible”. Más de 20 localidades se han sumado y nuevas iniciativas surgen cada día. Realizamos esta manifestación a nivel nacional para que el personal sanitario trabaje en un clima sanitario que no nos destruya. Lo hacemos por el derecho de nuestros pacientes a una sanidad igual para todos. 

El sistema sanitario en Suecia ha adoptado en las últimas décadas una orientación mercantilista y ha tomado prestados los sistemas de producción de la industria, lo cual ha ocasionado un sistema fragmentado donde el clima laboral no es aceptable.
El personal sanitario es obligado a trabajar turnos agotadores sin posibilidad para poder recuperarse y con una presión asistencial cada vez más pesada. El número de camas no es suficiente y nuestros pacientes son transferidos entre unidades cada vez con mayor frecuencia como en un tiovivo, a la caza de una cama donde poder ser atendidos. En lugar de discutir el tratamiento, lo más importante es discutir cuando se puede dar el alta para mandar al paciente a la siguiente estación en ka cadena de montaje en que se ha convertido el sistema.
Quienes trabajamos en el sistema sanitario llevamos años luchando para señalar las deficiencias de cada propuesta de racionalización y sus consecuencias, pero se nos ha rechazado constantemente. Ahora nos enfrentamos a un sistema sanitario donde el personal vuelve a casa en llantos tras turnos descomunales y donde se trabaja hasta caer enfermo por la carga laboral.
Ponemos siempre al paciente como nuestra prioridad y nos extenuamos para ofrecer la ayuda necesaria, pero a pesar de eso se juega con los pacientes como si fueran piezas de un puzzle. Al inicio de cada verano se argumentan las deficiencias del personal y se arma el rompecabezas, pero al personal se le fuerza a trabajar en condiciones inaceptables mientras se cierran camas necesarias al mismo tiempo que el personal renuncia a sus vacaciones en lealtad a quienes necesitan cuidados. 
Se argumenta que existe una sobrecarga en los costes asistenciales por el personal privado y que falta personal para mantener abiertas las camas, pero la realidad es que el sistema sanitario público se ha convertido en un empleador tan pésimo que el personal no está interesado en trabajar para él. No existe ninguna falta de personal y tanto el cierre de camas como el uso de personal y gestión privada se detendría si la gestión pública se llevara a cabo de forma seria. La solución no está en el aumento de las plazas universitarias, sino tomando responsabilidad y mejorando el clima laboral. 
No podemos seguir realizando recorte tras recorte. Hacen falta recursos para sanidad, para poder desarrollarla en lugar de desmontarla. No se puede reducir más el número de camas y todas estas que están cerradas por falta de personal han de abrirse para evitar el aumento del sufrimiento y muertes.
No se puede considerar la sanidad como una unidad de producción, donde prima la eficiencia económica sobre los cuidados y el trato humano.
Exigimos más recursos para sanidad y el fin de los recortes para desarrollar nuestra actividad de forma aceptable. Exigimos un liderazgo cercano, que asuma su responsabilidad y proporcione un clima laboral donde no sigamos cayendo enfermos.
Exigimos ser tratados como participantes y no como una cifra en un programa. Por eso nos manifestamos el 4 de septiembre. Ya estamos hartos.
Queremos darle a nuestros pacientes los cuidados a los que tienen derecho. Queremos ir a trabajar sin tener que preocuparmos si será en este turno en el que alguien acabará herido de gravedad.

¡ SOMOS EL GRITO DE LA SANIDAD ! ”

 Lista de firmantes:
 Lars Rocksén, médico, Ornskoldsvik
Asa Lindehag, enfermera, Hospital Universitario de Sahlgrenska, Gotemburgo
Anneli Stenstrom, enfermera, Nyköping
Maria Svensson Karhusaari, Dipl. enfermera, Reumatología, Hospital Universitario Karolinska, Solna
Martin Jonsson, MD. Enfermera especialista, enfermería Quirófano, Hospital de la Universidad de Umeå, Umeå
Sara Turtola, Dipl. spec Enfermera de Cuidados Intensivos, Hospital Sunderby, Luleå
Martha Nelson, MD. enfermera, Hospital Universitario Karolinska, Estocolmo
Leslie Raie, MD, un especialista en enfermería de anestesia y cuidados intensivos, ambulancia jefe anterior, Lund
Ania Raie, asistente de cuidado de ancianos, municipio de Lund
Yvonne Ericsson, Asistente, Nyköping / casa de retiro
Marianne Bohlin, enfermera psiquiátrica registrada, Estocolmo
Sandra Johansson, enfermera de especificaciones en los cuidados paliativos, Jönköping
Agneta Lena Levander, RN, Landskrona, (organizador Helsingborg)
Viveka Karlberg, RN, SKAS Skövde
Marie Ohlsson, MD, una enfermera especialista anestesistas O intensiva, Nyköping
Jennie Blomqvist, enfermera, Nyköping
Jessica Smolander, los médicos, Medicina Renal, Hospital Universitario Karolinska, Estocolmo
Gabriele Goldhammer, RN, SUS Lund
Linda Kennemar, MD, un especialista en enfermería de cuidados intensivos, Nyköping
Eva Olivarez, RN, diálisis TSO, Medicina Renal, Hospital de la Universidad Karolinska
Charlotta Dickman, MD. enfermera, especialista en hemodiálisis y cuidados intensivos.Sur Hospital de Estocolmo
Mattis Nilsson, líder de sección RN, Hospital Östra, Gotemburgo
Martina Berglund, RN, Cuidados Intensivos cardíaca, Jönköping Ryhov
Heidi Carnudd, RN, Luleå
Gancho de enero de Especialista adjunto, vicepresidente SUSF
Marianne estatua, Especialista adjunto, SUSF Presidente
Jon Davidsson, enfermera psiquiátrica registrada
Teresa Österman, RN, Dialysavd. El Hospital del Sur, Hospital de la Universidad Karolinska Huddinge
Kirsten Eklund, RN, municipio, Helsingborg
Kurt Myrland, enfermera especialista en demencia, Askersund
Max Fagerstedt, estudiante, Ciencias Sociales, Linköping
Mi Morin, MD. Enfermera, aguda, Estocolmo
Anna largo, RN, Hospital Sunderby, Luleå
Per Johansson, enfermera psiquiátrica registrada, Sundsvall
Emma Wallin, MD. cuidados intensivos especialista en enfermería, Jönköping Ryhov
Marita Lindskog, Dipl. enfermera del distrito, Kungsbacka
Zenitha Eliasson, RN, BUP Huddinge
Ami estrechos pierna. partera, centro de salud Olaus Petri clínica prenatal Orebro
Aling María, Leg. Enfermera especialista, Psiquiatría de la Universidad Profesor, Estocolmo
Palle Hedman, Director Adjunto del Departamento de Nefrología, Karolinska
Sten Axelson pescado, el médico (no autorizado), Malmö
Cecilia Nagler, enfermera, Nyköping
Ingrid Broms, RN, Gotemburgo
Karin Engerö, registrado enfermera del distrito, Närhälsan Torslanda centro de salud
Elizabeth Roos, enfermera especificación e instructor de enfermería, Umeå
Cecilia Silfverberg, Dipl. enfermera ojo, Hospital de Helsingborg
Christopher Nygren, registrada distrito enfermera / enfermera anestesista, Jönköping
Caroline Lindskog, estudiante undersköterske, Psiquiatría, Kungsbacka / Varberg
Patrik Karlsson, anestesista de cuidados intensivos / enfermera freelanced
Jenny Kallman, la anestesia RN y la enfermera de la cirugía, Nyköping
Ann Katrine Dahlgren, MD, la anestesia y la enfermera de cuidados intensivos
Martina Kofler, enfermera anestesista, Nyköping
Kajsa Holm, RN, el Hospital Universitario de Sahlgrenska / Östra, Gotemburgo
Jane Heath, RN, el Hospital Universitario de Sahlgrenska / Östra, Gotemburgo
Alexandra Liljebäck, paciente, Hospital de la Universidad de Uppsala
Katja Raetz, Reg enfermera especialista, centro de salud Jordbro, Haninge
Eva Hegelund, RN, Departamento de Medicina Renal, Hospital de la Universidad Karolinska
Julia Hellertz, RN, el Hospital Universitario de Sahlgrenska / Östra, Gotemburgo
María Löfgren, Dipl. enfermera, Estocolmo
Clary Marqvardt, RN, de la Universidad Karolinska Hospital de Solna, Estocolmo
Annica Safrani, partera, Sollefteå
Eva Escudo, MD, de la enfermera de cuidados intensivos, Sollefteå / Sundsvall
Marie Eriksson, registrado enfermera del distrito, Ragundasjön
Ing-Britt Pahlsson, RN, Sollefteå
Pia Lundin, Director de la UCI, Sollefteå
Lars Mikaelsson, médicos, Sollefteå
Pia Rousu, Dipl. enfermera, KS / Solna
Elisabeth Staël von Holstein, MD. Enfermera, hospital St. Göran, Estocolmo
Hanna Videgard, RN, Clínica de Nefrología, Hospital Universitario Karolinska, Estocolmo
Johanna Stahl Dahlfors, registrada distrito enfermera ASIH, el Consejo del Condado de Estocolmo
Birgitta Björe, RN, ASIH, el Consejo del Condado de Estocolmo
Catti Cronvall, RN con Onc VUB, ASIH sur de Estocolmo, Estocolmo
Michaela Westerdahl, el médico (no autorizado), ASIH Consejo del Condado de Estocolmo
Åsa Isaksson Anundi, RN, ASIH Consejo del Condado de Sthlms
Anna Wallin, RN, ASIH Consejo del Condado de Estocolmo
Sofía Metzner, MD. enfermera, el Consejo del Condado de Estocolmo ASIH
Linda Olsson, RN, Hospital Universitario Karolinska, Estocolmo
Karin Eklund, registrada distrito enfermera ASIH, el Consejo del Condado de Estocolmo
Se adhieren Marie, RN, Departamento de Medicina Renal, Hospital de la Universidad Karolinska
Ingrid Hansson-Malmsbog, RN, Departamento de Medicina Renal, Hospital de la Universidad Karolinska
Päivi Vilkkavaara, MD, una anestesia / cuidados críticos especialista en enfermería, Estocolmo

 ¡ Adelante compañeras y compañeros,  estamos a vuestra disposición !

Fuente: mesaendefensasanidadpublica

No hay comentarios:

Publicar un comentario